Conexión Más Auténtica Hacia una
CONEXIÓN MÁS AUTÉNTICA


Traducir


by Transposh - Plugin de traducción para WordPress



Contacto:




Twitter

Seguir @ConexMasAutent en Twitter.

Suscribirse a entradas




Buscar




Archivos




Etiquetas




Entradas recientes

Escucha y presencia en tiempos de confinamiento, mi experiencia en el teléfono del COP Madrid

Hace unos días me ha llegado el certificado como voluntario del servicio de atención telefónica del Colegio Oficial de la Psicología de Madrid. En estos momentos de “nueva normalidad” ha sido un recordatorio de los momentos complicados del confinamiento, entre marzo y mayo de este año 2020. Y desde la calma (provisional) actual, me parece un buen momento para procesar lo vivido. Y me surgen cuatro palabras para simbolizarlo: compromiso, resistencia, humildad y consciencia.

Cuando comenzó el confinamiento mi pregunta básica era “¿Cómo puedo aportar yo?”. Desde Espirales Consultoría de Infancia hemos recibido muchas peticiones que hemos podido atender, pero eso será motivo de otra entrada de blog. Pero, al mismo tiempo, había otra dimensión, desde el voluntariado, que quería ofrecer. Entre los muchos servicios y recursos que ofreció el Colegio Oficial de la Psicología de Madrid, atender telefónicamente a personas que lo necesitasen me encajó muy bien. Desde ahí, me he sentido honrado de pertenecer a esta organización que ha estado cerca de la ciudadanía hasta donde se lo han permitido sus recursos. Esto para mí tiene que ver con que la psicología, aparte de ser mi profesión, supone también un compromiso personal hacia el bienestar de las personas y de las comunidades. Hemos visto el compromiso de muchas personas y de muchos colectivos profesionales, y este ha sido el nuestro: ofrecer escucha y apoyo a quienes lo necesitasen.

El comienzo de la atención telefónica fue intenso para mí. Las llamadas no eran muchas, pero sí largas y complejas. Desde duelos por el fallecimiento de personas hasta dificultades serias de salud mental. Y mi admiración por la capacidad de resistencia de cada persona a la que atendí. Me gustaría decir “resiliencia”, esa palabra que tanto nos gusta en la psicología. Pero “resiliencia” implica “resistir” y “rehacerse”, y en una sola llamada telefónica por persona solo llegué a ver la parte de “resistir”. Cuando veo la relajación actual frente a las medidas sanitarias me acuerdo de cada persona que atendí, con su nivel de sufrimiento, y me pregunto cómo lo vivirán. ¿Estarán sintiendo la frustración de que no se hiciera mejor en su momento? ¿Estarán disfrutando de algo de descanso y de contacto? Mi recuerdo está con esas personas que lo han pasado tan mal, y que tendrán que encontrar fuerzas para seguir resistiendo y, ojalá, para llegar a la resiliencia y rehacerse.

Todas estas vivencias han despertado en mí mucha humildad. El coronavirus está siendo en general una llamada a la consciencia, a que como seres humanos nos planteemos cómo lo estamos haciendo en el mundo y busquemos formas de mejorar. Para mí, como psicólogo, todas estas experiencias están suponiendo una cura de humildad. Hay tanto sufrimiento al que no podré atender, pero al que llegue, llego. Hay personas con tantas dificultades en su salud mental que no sé como acompañar, y me toca seguir formándome. Y hay tantas cosas por mejorar que a veces me resulta desesperanzador, pero mi compromiso está en seguir cultivando la esperanza.

Y, una vez más, la experiencia ha sido para mí una llamada a la consciencia. Ante el sufrimiento humano es necesario estar no solo como profesional, sino también como persona. El contacto humano, que tanto nos ha faltado durante el confinamiento, es una fuente de bienestar (cuando se produce en relaciones saludables). La atención psicológica ha sido para mí el estar ahí presente, con empatía y también con mi vulnerabilidad (pero haciéndome cargo de lo que vivo).

Y todas estas vivencias me traen ahora agradecimiento, tanto al COP Madrid, en especial a quienes han liderado el proceso, como a quienes han tenido la valentía de llamar y confiar en quienes les atendíamos. Mi reconocimiento a todas esas personas por su valor.

Y mis mejores deseos para esta nueva fase.

F. Javier Romeo

Escribir un comentario





Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR